lunes, 8 de octubre de 2012

Vacío, necesidad. Tengo sed de TI



 Por Jacqueline Tineo

El  ser humano, vive en constante búsqueda. Gira y gira y no sabe a dónde va, no sabe lo que quiere, no sabe lo que busca, y vuelve a llegar al mismo lugar: al vacío.

Le llamo vacío existencial. Un vacío, que sólo perdiéndote, podrás encontrarte con tu propio ser, con tu silencio, con tu otro yo que te revelará, qué es lo que te hace falta de verdad. 

Ciertamente, vivimos en  mundo globalizado, que nos empuja y sumerge a vivir en un  mundo superficial, plástico y egoísta. Desgraciadamente, este estilo de vida, nos conduce a vivir acelerados, donde ya no nos damos tiempo para dejarnos sorprender por las pequeñeces de la vida.

Necesitamos mantenernos orientados en la búsqueda sincera y real de la verdad y la libertad. Trabajar por la construcción de una autenticidad vivificadora que llene nuestro propio vacío y de luz a la sociedad. Nuestro cambio transformador, llenará esos vacios existenciales, y dejará de lado, la hipocresía.  Solo teniendo un corazón lleno de Dios, seremos radicales con nuestras opciones y así desaparecerán las mentiras, las falsedades, el egoísmo sutil de muchos líderes, la hábil demagogia que encierran frases grandilocuentes, la indiferencia dolorosa ante el dolor y la miseria de gran parte de la humanidad.

¿Por qué tantas iglesias y sectas religiosas?, ¿por qué tanta necesidad de “estar” en un lugar, de sentir la presencia de un Dios que no vemos, pero que sí podemos sentir?, porque aun estamos buscando como llenar el vacío de  nuestra alma, porque aun no hemos encontrado el verdadero sentido de la vida que la llene a plenitud.

Es hora de llenarnos, de Dios, sólo EL puede llenar este vacío existencial.  Ni un amor, ni un hijo, ni todo el dinero del mundo podrán llenarte.  Necesitamos vaciarnos de las mediocridades, sanar heridas, empezar a aceptar la propia vida como un Don, un regalo de Dios, ver nuestra vida como una “Esperanza”. Sí, TU VIDA ES ESPERANZA.

Hecha fuera aquello que te esclaviza y llena tu vida de amor. Llénala de Dios y tu vida jamás estará vacía. Jamás tendrás necesidad, porque ya encontraste la fuente que sacia tu sed: Jesús, tu Dios.


Cambia nuestro corazón

Por Jacqueline Tineo

Nuestro mundo necesita cambiar.

Un cambio urgente y necesario. 

Me uno a este sentir, no me duele morir, no me asusta, pero si me espanta ver como tantas personas mueren de hambre a diario, cuantas muertes a causa del narcotrafico, tantas muertes de mujeres a manos de esposos, tanta gente que muere lentamente por matarles la fe y la esperanza!... 

Dios, CAMBIA NUESTRO CORAZON, Y NUESTRO MUNDO CAMBIARA CON EL.

"Yo puedo"


Fotografia e ideas del grano de cafe en las manos: Jacqueline Tineo

"YO PUEDO". He aqui un grupo de manos amigas, en solidaridad con con las pacientes de cancer de mama. Nosotras podemos.!! Seamos cómo el grano de café, cuando el agua llega al punto de ebullición, es cuando el café alcanza Su mejor sabor.





Cuando las cosas se ponen peor, reaccionemos mejor, y hagamos que las cosas, a nuestro alrededor mejoren aún más. Juntos/as, la vida se simplifica. Aprendamos a ser resilientes. Luchemos como gerreras de luz, contra el cancer!!
(jet)

Cristal

Sólo en la profundidad de tu ser
encontrarás el cristal que guardas,
al encontrarlo, brillarás como el Sol,
sabrás sumergirte en él,
y así como las olas del Mar
que van hacia la orilla de la playa,
tu SER sabrá llegar con autenticidad
a tu propio ENCUENTRO
y al encuentro con el OTRO
 

(Jet)


 


 

Sombra y luz





Ah!! y sí,
 le quiero con sus sombras,
porque quién no las tiene?
 
Se también que las luces que tienes
son más fuertes que las sombras
y esas sombras quedan diminutas
ante la presencia de esas luces
que aunque pueden ser pequeñas,
poseen una grandeza extraordinaria,
y he ahí el misterio de la vida,
el misterio de la persona.
(Jet)

Sintiéndote cerca...

 
 
Un abrazo para ti y desde tu ausencia
me refugio en los recuerdos de tus palabras,
de tus caricias en sueños…
de tu amor a la distancia y cercano en la
profundidad del corazón.
 
Aquí estoy esperando por ti…
sentir un respiro de tu aliento,
que me llene en este silencio,
silencio que me envuelve
y me hace sentir más tuya
aún sin tenerte.

Conversaciones de un chat


Sobre la frase:  "Estas tan dentro de mi, que te llevo clavado como un aguijón"

 EL:  -Y ese aguijón tiene nombre ?

ELLA  - Sí

EL:   - Podrías decírmelo?

ELLA:  - Uno de ellos. Son dos

El:   - Vaya, eres fuerte. Dime!

ELLA  - . Jajajajaja. Uno es del cielo y el otro es de a tierra.

EL:  - Te ríes de mi… vaya. El del cielo ya se quién es. Dime quien es el otro?

ELLA:  - Ese me lo reservo. Prefiero no acercarme, porque puede ser peligroso.

EL  - Dime.!!

ELLA: -  Muy bien podría ser tú, que sería un amor en silencio… podría ser un amor de mi adolescencia… o un novio que tuve…podría ser… muchos… podría ser simplemente un sueño… que a veces quiero despertar y otras veces quiero seguir en el sueño… podría no tener nombre…podría ser simplemente… silencio, vacío, soledad.

EL:  - Por qué silencio, vacío, soledad?

ELLA: - El silencio, vacío, soledad… creo muchas veces sólo el alma sabe lo que siente…y a veces no sabe como explicárselo ni siquiera así mima, entonces muchas veces se convierte en un vacío existencial  y quiere llenarle, y quizás tiene miedo  o no sabe como hacerlo  y entonces se convierte en soledad, una soledad inhabitable, y a la vez cargada de sueños, de deseos… una soledad silenciosa.

EL: - Déjala hablar y no sería tan solitaria.

ELLA: - Cómo dejarla hablar?

EL: - Déjala que cuente sus sentimientos



ELLA: - A quién y cómo?

EL:  - A tus amigos o a tu aguijón

ELLA:  - Hay cosas que definitivamente se quedan en el silencio del alma  no pueden salir aunque también se puede convertir en el simple vuelo de una mariposa y posarse donde su aguijón, y contarle de su soledad y su vacío,  pero sabe que corre el  riesgo de dejar de volar por los caminos conocidos, como también aventurarse a otros nuevos cielos  lo que le implica riesgos, desafíos, valentía.

EL:  - La vida está llena de riesgos y desafíos, y tenemos la oportunidad de vencerlos.

ELLA:  - Eso lo se, por eso sigo adelante, confiada en las fuerzas que tengo, en mis ganas de vivir con autenticidad, con libertad,  de no dejarme esclavizar hasta de mis propios pensamientos y sentimientos y creo que aquí está el gran desafío:  hay que aprender amar sin querer poseer, hay que saber caminar sabiendo que podemos caernos y volvernos a levantar, que hay que seguir mirando, sabiendo que no todo lo que vemos es  perfecto, que hay que seguir escuchando aun sabiendo que no todo lo que se escucha es la verdad absoluta.

EL: - Y si  esa es tu convicción, abrázala y camina con tranquilidad.